¡Nuevo!

Enfermedad de Tomás

El burn-out o síndrome de agotamiento entre profesionales sanitarios está empezando a valorarse como una "enfermedad epidémica, emergente y todavía parcialmente oculta, de pronóstico catastrófico, y de efectos selectivos sobre los profesionales de la salud y consecuentemente sobre sus usuarios".

La terminología «Enfermedad de Tomás» tiene su origen en la novela La insoportable levedad del Ser escrita por Milan Kundera cuyo personaje central es un cirujano consumado y mujeriego empeñado en la búsqueda de la felicidad sin verse alterado por cuestiones profundas. Las vivencias de este personaje, sus desventuras y cabilaciones, han dado nombre a esta patología aparentemente emergente.

Medicina Centrada en el PacienteEn el trasfondo del burn-out subyacen algunos de los principales valores sociales de nuestro tiempo y nuestro espacio. La masiva migración a las urbes, la rápida industrialización, la superespecialización y la centralización, la burocracia y el papeleo, la aplicación tecnológica desmesurada e innecesaria, infravaloración del eje médico-paciente-familia-sociedad, ineficiencia sanitaria, sobrecarga de los servicios sanitarios.

Como podéis intuir la aplicación de herramientas informáticas puede ser tanto una gran mejora en las condiciones laborales del médico y al mismo tiempo todo lo contrario; una pesadilla de burocracia, deshumanización de la entrevista e incluso quiebra del sistema. Por lo tanto además de mejorar en los aspectos de motivación o gratificación profesional los médicos deben ser introducidos en el proceso de desarrollo de los sistemas de gestión para que estos sirvan, al menos inicialmente, para satisfacer las necesidades que no se han logrado cubrir con el sistema de Historia Clínica en papel y a través de la consulta tradicional.

Inspirado por un artículo del gran Fernando Comas en el que citaba una ponencia de Ricardo González Menendez (pdf) digna de ser leída con detenimiento

2 comentarios:

  1. Gracias Aitor por lo de grande...Dejemoslo en mayor".
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  2. Como quieras Fernando, pero seguirás siendo inspirador!

    ResponderEliminar

Siéntete libre de expresar tus opiniones pero muestra respeto por los demás y por nuestra politica de contenido.