¡Nuevo!

Fibra óptica para la epilepsia

cerebro ratón conectado fibra óptica

La fibra óptica es la base sobre la que se construyen nuestros sistemas de telecomunicaciones, también se usa en iluminación y en el ámbito de la Salud para crear los endoscopios o como sensores de presión y temperatura. Ahora un equipo de la Universidad de California ha utilizado esta tecnología para detener las crisis epilépticas en ratones.

La epilepsia del lóbulo temporal es la más frecuente en personas adultas, los tratamientos actuales son muchas veces ineficaces para un correcto control, por ello la investigación en este área debe avanzar rápidamente. Los experimentos han consistido en monitorizar mediante un electroencefalograma (EEG) la actividad cerebral de los ratones, detectando las crisis de forma inmediata, lo que iniciaba una estimulación con luz a través de fibras ópticas implantadas cerca del lóbulo temporal.

Los estímulos lumínicos activan unas proteínas llamadas opsinas, que entre otras cosas son las que hacen que nuestros ojos transformen la luz en estímulos eléctricos para el cerebro. De esta forma, aplicando los estímulos en unas zonas concretas se pueden activar o detener los impulsos de esa zona del cerebro, en este caso, de las neuronas que estaban creando las descargas responsables de la crisis epiléptica.

Así,se ha demostrado, que en un entorno experimental, se pueden detener las crisis epilépticas antes incluso de que provoquen síntomas en el paciente. Es más, podría ser una nueva vía de investigación para tratamientos más selectivos en el futuro que permitan tratar cada forma de epilepsia en función de la zona del cerebro en la que se poduce. Por supuesto, no estamos hablando de pacientes cuyos cerebros vayan atados a cables de fibra óptica, pero ¿no os parece una curiosa aplicación de esta tecnología?

| + info en el artículo publicado en Nature Communications

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Siéntete libre de expresar tus opiniones pero muestra respeto por los demás y por nuestra politica de contenido.